Huyendo de mí misma

Lo que ocurre es que normalmente es de mí de quién quisiera huir.

Lo que ocurre es que normalmente es de mí de quién quisiera huir.

Piensa esto: nunca he estado en ningún lugar donde no estuviera yo, nunca he besado a nadie sin ser uno de los que besaban, nunca he ido al cine sin estar entre el público, nunca he ido a jugar a los bolos sin estar allí contando algun estúpido chiste, por eso tantas personas se odian a si mismas es porqué están hartos de estar consigo mismos.

Antes del amanecer.

Yo misma esa gran desconocida. ¿Sé quién soy? ¿Qué quiero? ¿Qué deseo? ¿Me conformo? ¿Soy cómo soy por el reflejo de: mis padres, amigos, familia, sociedad? Actuo por inercia, día tras día me levanto, voy al trabajo, voy a yoga, doy clase… ¿Quién soy? ¿Qué me gusta? ¿Mi vida tiene sentido? ¿Me escucho? ¿Me veo? ¿Me siento? o ¿Tan solo soy el reflejo de lo que creo que quieren los demás? ¿Me caigo bien? ¿Me conozco? ¿Siento mi corazón? o ¿Muestro mi coraza y mi máscara? ¿Me odio?

Conectarme, escucharme, darme tiempo, espacio… como hago con los demás. ¿Cómo voy a poder conectar genuinamente con los demás si para mi soy invisible? ¿Cómo voy a saber que dar al otro si yo misma no sé lo que quiero?

Hoy practicaré el silencio y la escucha interna… ¿qué quiero? aquí y ahora: cuidarme, sentirme y amarme.

Anuncios

2 pensamientos en “Huyendo de mí misma

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s